5 ideas para hacer un reportaje en un pueblo de Mar

28 de noviembre, 2020 - Novedades -

5 ideas: fotos en un pueblo costero

¿Buscas fotógrafo en Vinaroz, Peñíscola o Alcossebre? Son solo algunas de las localidades costeras que más demandan este tipo de servicios. Los pueblos de costa que dispone la provincia de Castellón son ideales para realizar reportajes fotográficos. En ellos se puede captar la magia y encanto que desprenden por su belleza natural, arquitectura o historia.

Lo cierto es que dan mucho juego debido a la cantidad de elementos que pueden entrar dentro de la composición fotográfica: agua, tierra, cielo y otros elementos característicos de cada lugar. Estos decorados costeros tienen un aire atemporal que queda inmortalizado en unas imágenes que podrás conservar siempre contigo.

Pero una vez tienes claro que deseas realizar un reportaje, de por ejemplo, pre-boda, tienes que sacar todo el jugo de las posibilidades que te ofrece un pueblo de litoral. A continuación te aconsejo sobre como sacar el máximo partido a tu "decorado" de costa.

5 ideas para hacer fotografías en lugares de mar

Antes que nada decirte que tienes que diferenciar entre un reportaje profesional y uno amateur. Con una buena cámara y con alguna pequeña noción de fotografía puedes realizar fotos bonitas y simpáticas. Sin embargo, nunca vas a conseguir la calidad y transmitir lo que consiguen las fotos de un profesional. Por tanto, si crees que es un momento importante, no lo dudes: ¡acude a un fotógrafo profesional!. O probablemente te acabes arrepintiendo.

Por tanto, seas tu quien las hagas, o un experimentado fotógrafo, aquí tienes algunas recomendaciones para sacar todo el jugo a tu entorno de playa.

Contrasta los elementos naturales

Como decíamos antes, la riqueza paisajística de estos lugares de costa nos da la posibilidad de crear imágenes en las que seamos los protagonistas pero dando espacio a que los elementos naturales tengan una importancia clave en la composición de la foto

Una idea que siempre funciona bien es fusionar los elementos que tenemos a nuestro alcance. Por ejemplo que salga el cielo en contraste con la arena de mar, el agua de la playa con el cielo, las piedras de la arena con la luz del sol etc. ¡Es apostar a caballo ganador este tipo de composiciones!

Lo típico nunca pasa de moda

Así es, aunque todo el mundo tenga una foto en el lugar más típico del pueblo, no seas menos y hazte una también. ¿Por qué verdad que no tendría sentido que le enseñaras el reportaje a alguien y esta persona tuviera que adivinar donde hiciste las fotos?. Pues eso.

Además, quedar inmortalizado en un lugar sumamente tradicional suele ganar peso con el paso del tiempo y trae unos recuerdos muy potentes. Y también es apreciable el paso del tiempo, porque nosotros hemos cambiado mucho y ese lugar lo más normal que se mantenga inalterable. (CONSEJO: hazte una foto con ropa similar e idéntica pose al cabo de al menos 10 años. Podrás luego hacer una foto de comparación).

Pero también lo diferente está bien...

¡Un poco de originalidad, por favor!. Si bien antes te decía que una foto en el lugar más típico del pueblo es obligatoria, ser un poco diferente también lo es. Sino acabarás teniendo el "mismo" reportaje que todo el mundo.

En estos pueblos costeros hay rincones con mucho encanto: viejos comercios, bares, rincones portuarios o viejas construcciones históricas. Pero además algún entorno natural de playa o natural que no está tan explotado. (CONSEJO: piensa en cuál es tu lugar secreto que pocos conocen de su belleza)

Detalles autóctonos

No es necesario vestirse como solían hacer los moradores de la localidad hace 300 años...pero si que suele quedar bien en las fotos mostrar detalles de vestuario o accesorios típicos del pueblo: medallas, pañuelos y otros artículos que por tradición se asocian a dicha localidad.

También funciona muy bien hacer fotos representando una actividad típica o histórica del lugar: coser una red de pescadores, aparecer con todo un equipo de caza o militar etc. También elementos costumbristas de esta zona es aparecer en una taberna con un porrón antiguo, toneles, paellas etc. ¡Obtendrás unas fotos super entrañables y divertidas!

Contrastes con el entorno

El último consejo que te recomiendo para realizar fotos en un pueblo de playa, es que en lugar de mimetizarte con el entorno, como ocurría en el punto anterior, ahora busques el contraste evidente con el paraje o paisaje.

Por ejemplo, si estás en la playa, en la arena, aparece con un traje elegante y zapatos de vestir. O si estás en un lugar solemne del pueblo, vístete de una forma más informal. Estos contrastes, si se hacen bien, suelen llamar mucho la atención y consiguen un impacto casi inmediato. 

Compartir 
Ver anterior Ver siguiente